Las puertas

Categorías Cuentos
Las puertas

Huye el tiempo veloz sin mirar atrás. Cruza la estepa sin importarle el color o la raza. Huye de la cabra a dos patas y del poder que no descansa. Quisiera ir con él sin vergüenza, pero me asola ser juzgado, pues allá donde va no entra cualquiera. El justo y el noble esperan al tiempo imperecedero que les vuelva a mostrar el camino. Yo solo espero que no pase lo suficientemente veloz como para olvidarse de ellos y los traiga de vuelta a casa.